Las nuevas tecnologías han irrumpido con fuerza en las aulas de la mayoría de países occidentales: pizarras electrónicas, dispositivos portátiles, apps para móviles de estudiantes y de profesores, proyectores interactivos… al día de hoy, el docente que no innova en sus clases con alumnos de todas las edades es porque no quiere, porque las oportunidades son ilimitadas.technology-298256_960_720

La última novedad en el campo de la tecnología para docentes es Google Expeditions. Gracias a unas gafas de realidad virtual, el profesor puede invitar a sus estudiantes a dar un paseo por escenarios de ciencia ficción. ¿Una aventura explorando arrecifes de coral en la Gran Barrera Australiana? ¿Una tarde aprendiendo sobre astronomía en la superficie de Marte? ¿Descubrir todos los misterios de las antiguas civilizaciones mientras se visita el Machu Pichu? Todos estos planes son, por descontado, imposibles en la vida real. Pero gracias a este nuevo software de Google, los alumnos pueden acceder a ello de forma mucho más realista de lo que jamás habrían soñado.

El procedimiento es mucho más simple de lo que uno podría pensar. Simplemente hace falta elegir una aventura de las predeterminadas por Google – la lista crece semana tras semana, y todas ellas son de alta calidad audiovisual- y dar de alta a los estudiantes. Las gafas de realidad virtual tampoco tienen el precio exorbitante que uno podría esperar: el modelo más básico es un soporte de cartón que puede adaptarse a la mayoría de teléfonos smartphone, para que cada estudiante pueda aprovechar sus dispositivos sin necesidad de adquirir nuevos productos. El docente también tendrá que contar con un router, proporcionado por Google, para unificar la experiencia de todos los integrantes del aula.

Se trata, en definitiva, de poner al alcance de muchas personas experiencias a las que de otra forma no podrían acceder, y supone una oportunidad única para todos los docentes con afinidad por las nuevas tecnologías.